¿Síntomas de depresión?

La depresión no es algo que nos podamos tomar a la ligera y no todo se resuelve con “hoy estoy depre” y dejándolo pasar. Hay que ir un poco más allá y saber a qué nos enfrentamos.
Debemos saber que hay cuadros de esta patología que se manifiestan como consecuencia de una enfermedad orgánica (tuberculosis o enfermedad de Parkinson, por ejemplo).
Podemos estar sufriendo, casi sin saberlo, una depresión endógena y/o exógena, en función de si el grado de pena o dolor proviene de una causa interna, del propio individuo, o de circunstancias reales que está sufriendo o soportando sin ayuda.
Síntomas de la depresión más comunes que pueden ser tratados en la consulta de los psicólogos: Irritabilidad o estado de ánimo bajo; alteraciones del sueño: ausencia o exceso; cambios de peso provocados por modificaciones del patrón alimenticio; falta de energías, cansancio; culpa, resentimiento, odio hacia uno mismo; poca o nula concentración; apatía física o estar acelerado; abandono de las actividades usuales; desesperanza; idea recurrente de muerte o suicidio; o pérdida del apetito sexual.

¿Cómo se trata la depresión?

La terapia psicológica, combinada o no con fármacos, se debe afrontar por profesionales de la psicología debidamente acreditados. Estamos ante un trastorno que necesita una intervención a nivel personal, para conocer la raíz del problema y en el que muchas veces hay que estudiar el entorno del paciente. La colaboración de todas las circunstancias que conforma el entorno del sujeto, añadir referencias negativas o incluir puntos positivos deben ser trabajados por personas con la preparación necesaria. Y desde luego no hay que ir muy lejos, puesto que nos puede encontrar en Sevilla para ayudarle a recuperar el bienestar que ha perdido. Es posible.